Cuatro errores comunes al bracear

Al correr la técnica es fundamental y en ese contexto el braceo es primordial, pues permite equilibrar el cuerpo en carrera. Es de vital importancia en el impulso de la zancada junto con los pies.

Un braceo incorrecto acelera el desgaste muscular y baja el rendimiento.

A continuación los cuatro errores más comunes:

Rotación lateral: Los brazos para que tengan un impulso importante en la zancada deben evitar tener una rotación lateral exagerada. En algunos la deficiencia es tal que el movimiento va de un lado al otro del cuerpo. Lo correcto es que el movimiento del brazo fluya casi 100%, en forma recta hacia adelante, con una leve rotación del antebrazo hacia el lado.

Hombros y brazos rígidos: En un error correr con los hombros subidos y rígidos, más los brazos tensos. Hay que bajar hombros y relajar el braceo para tener un menor desgaste muscular en la carrera y no finalizar con los brazos cansados.

Muñecas apretadas: Tal vez sea por ansiedad, pero es incorrecto apretar las muñecas. Relaja.

Codos al cuerpo: Hay que concentrarse en que su movilidad esté lo más cercana al cuerpo. No hay que abrirlos para así evitar una rotación lateral. Los brazos deben moverse en un ángulo alrededor de los 90 grados.

La recomendación es grabar alguna sesión y analizar el braceo. También conviene que otros compañeros de entrenamiento observen tus movimientos y corrijan en caso de que haya alguna deficiencia.

Fuente: www.marathonranking.com

Twitter, Instagram y Facebook: @42kilometros

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.